msdn.com

Ten cuidado si te compras un ordenador con Windwos 10 preinstalado al que deseas instalarle, junto a Windows, otro sistema operativo.

Esto puede deberse a la tecnología Secure Boot, implementada en las placas base UEFI, que garantiza que solo se ejecuta software seguro en la máquina impidiendo el no firmado y certificado.

Con Windows 8 no hubo problema porque Microsoft obligaba a los fabricantes a facilitar el desactivado d esta característica, pero ahora con Windows 10 Microsoft ha dejado en manos de los fabricantes decidir si facilitan su desactivación, con lo que puede haber quien no lo haga, con lo que no nos dejará instalar otro sistema operativo.

Cuando se lanzó esta opción Microsoft afirmaba que su propósito era evitar ofrecer seguridad, pero que parece que  va por otro camino, dejando en manos de los fabricantes esta decisión, que si van por el camino fácil no nos permitirán desactivar.

Más info:

Anuncios